¿Qué valora un tribunal a la hora de los conflictos sobre los permisos de lactancia?

¿Estás trabajando y tienes un bebé recién nacido? Una vez pasado el periodo de maternidad, la reincorporación al mercado laboral puede dar bastantes dolores de cabeza. Y uno de esos factores es el hecho de que el bebé ha de seguir siendo amamantado aún cuando la madre esté en la oficina.

En anteriores post, ya hemos indicado cómo el Tribunal Constitucional, máximo órgano judicial en nuestro país, había señalado la importancia de la protección de éstas mujeres, evitando que puedan sufrir consecuencias físicas y psíquicas en este periodo, ya que también pueden afectar al bebé.

En cada caso concreto, es el tribunal quién decide en el caso de que haya un conflicto con la empresa sobre el hipotético cambio de funciones u horarios para poder conciliar la vida familiar y laboral, aunque en diversas sentencias ha sentado la jurisprudencia sobre qué requisitos tiene que haber para acceder a la petición.

Esto es debido a que no todos los trabajos son iguales, por ello, los aspectos que se han de analizar para los tribunales son estos tres:

  1. Identificación de riesgos específicos, ya sea por las características del puesto de trabajo o por los riesgos que pueden sufrir la madre o el bebé.
  2. Imposibilidad de adaptación de las condiciones del puesto específico.
  3. O imposibilidad de cambio de la trabajadora a un puesto de la misma o diferente categoría que no tenga esos riesgos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*
*
Sitio web

*